“Nos pareció una total falta de respeto que desde la secretaría general de la UPCN no nos haya convocado a nosotros”, dijo José María Rasgido, delegado local.

Delegados de la Unión Personal Civil de la Nación (UPCN) de Fiambalá expresaron su malestar por el acuerdo salarial que firmó la secretaria general de gremio de la seccional Catamarca, Claudia Espeche, con la intendente Roxana Paulón.

“Creemos que el empleado municipal no estuvo representado en esa negociación porque nosotros, los delegados de Fiambalá, que somos los que conocemos la realidad que vivimos y cuáles son cada una de las inquietudes y problemáticas, no fuimos convocados”, dijo José María Rasgido, delegado de UPCN Fiambalá a Radio San Francisco.

“Nos pareció una total falta de respeto que desde la secretaría general de la UPCN no nos haya convocado a nosotros”, reprochó y detalló que de los quince delegados que tiene el gremio en Fiambalá sólo fueron convocados a la reunión dos que representan a la zona norte. “El resto no fuimos invitados ni notificados como corresponde”, apuntó.

El municipio de Fiambalá cerró con el gremio de UPCN un incremento salarial de 2.700 pesos para todos los empleados comunales, además del blanqueo del incremento del año pasado.

De acuerdo al acta rubricada por el Ejecutivo y el gremio se desprende que el aumento será no remunerativo y no bonificable a pagarse en tres cuotas.

La primera será de 1.000 pesos con el sueldo de febrero, mientras que la segunda que también será de 1.000 pesos se abonará con el sueldo de junio. La última parte de 700 pesos se pagará con el sueldo de agosto.

“Los empleados no están conformes, recibimos consultas y reclamos”, dijo a la emisora local y añadió: “El acuerdo salarial no viene a satisfacer la necesidad del empleado de un nuevo incremento salarial”.

“Es insuficiente con la realidad que se vive a nivel nacional. Creo que hasta que se termine de pagar los tres tramos, la inflación ya se habrá comido este aumento.  No viene a solucionar ni a dar un alivio al bolsillo del empleado municipal”, remarcó.

Rasgido comentó también que los delegados Fiambalenses “están dispuestos a actuar en atención a lo que resuelvan los empleados”, en referencia al acuerdo arribado.