(Rosario de la Frontera, Salta) Los trabajadores de frontera volvieron a cortar el acceso a la localidad fronteriza de Aguas Blancas ante la falta de respuestas por parte del Gobierno nacional.

El Ministerio de Seguridad de la Nación, envió unos 300 efectivos de Gendarmería que cumplen servicio en Santiago del Estero a la frontera con la localidad de Aguas Blancas, donde un numeroso grupo de bagayeros cortan la ruta nacional 50. El corte comenzó hoy contra el nuevo régimen simplificado de importación anunciado el 1 de abril por la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, y el gobernador Juan Manuel Urtubey, que los obliga a pagar una tasa.

Se trata de unas decenas de vehículos antidisturbios de la Gendarmería que ya se apostaron en el acceso sur de Orán y amenazan con reprimir la protesta. En el lugar se respira un aire de tensión ante la presencia de la gran cantidad de efectivos y la falta de respuesta del Ejecutivo nacional.

Tensa calma

Ayer se vivió una jornada de tensa calma en la ciudad de Orán y en la vecina Aguas Blancas, aprovechando que el feriado nacional argentino por el Día de Malvinas sirvió para que no haya casi movimiento de mercaderías por el puente internacional ni por el paso de chalanas.
Pasó que ante la negativa de la ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich, a escuchar los reclamos de los bagayeros el lunes, estos decidieron implementar una protesta en la ruta nacional 50 a la entrada de Orán. El corte fue levantado en la madrugada de ayer cerca de las 2, cuando un grupo de gendarmes se arrimó a dialogar con los bagayeros y les prometió que hoy los recibiría algún funcionario de Aduana, o el juez federal de Orán, Gustavo Montoya.
Los trabajadores tienen un petitorio que empezó a circular hace algunas semanas en los medios, donde los “trabajadores de frontera” piden un tiempo de espera de hasta un año hasta poder adherirse al nuevo régimen simplificado de importación.

El nuevo régimen

El nuevo sistema anunciado el lunes pasado por Bullrich y Urtubey mantiene el tope de 12 mil dólares, pero se amplía el límite hasta las 24 operaciones mensuales, con un máximo de una por día y un tope diario de 500 dólares, de manera que las mismas no son acumulables.

Comprende el ingreso de textiles y calzados, nuevos, sin uso y sin reacondicionar, procedentes de país limítrofe y sin fraude marcario, conforme a la nómina que establezca el Ministerio de Producción y Trabajo y la Administración Federal de Ingresos Públicos.

 

Fuente: www. cadenaaero.info