El crimen de Elba Ibáñez Desde la Municipalidad de Fiambalá dijeron que el hombre, quien se autoincriminó, tenía un contrato de servicio.

Lorenzo «Tito» Quiroga (74), quien confesó ser el autor del crimen de Elba Ibáñez (35) -quien cursaba un embarazo de mes y medio-, fue internado en el hospital de Tinogasta por una fuerte descompensación.

Fuentes vinculadas a la investigación informaron que el sujeto, que estaba alojado en la comisaría Departamental de Tinogasta desde el domingo a la noche, debió ser hospitalizado en el nosocomio local luego de manifestar un malestar y dar a conocer su condición de diabético. El sujeto, funcionario de la municipalidad de Fiambalá, quien tendrá como abogado defensor a Guillermo Narváez, fue arrestado el viernes –cuando cumplía 74 años-, y se autoincriminó el domingo durante su declaración en compañía de un defensor oficial, ante el fiscal a cargo de la investigación, Jorge Barros Risatti.

Inmediatamente, el sujeto fue pasado a detenido al tiempo que se lo imputó por el presunto delito de «homicidio simple» en perjuicio de Elba Ibáñez, ocurrido el 28 de marzo en la ciudad de Fiambalá. El arresto del hombre y su confesión produjeron fuerte conmoción en el ámbito político, municipal y en la comunidad en general, sobre todo por su función en la comuna.

En este contexto, Romina Carrizo, Carlos Correa y Joaquín Muñoz, asesores legales y secretario de Gobierno de Roxana Paulón respectivamente, en declaraciones por la radio propiedad de un funcionario, desvincularon totalmente a «Tito» Quiroga de las decisiones y actividades de la gestión comunal.

«Venimos a dar respuestas en nombre de la Municipalidad y el Gobierno de Roxana Paulón», dijo Muñoz, quien además señaló, que «se ha tergiversado la relación que tenía con el municipio». Por su parte, Carrizo enfatizó que el imputado «solamente tiene un contrato de locación de servicio que quedará supeditado a los oficios que se libren desde el Poder Judicial, para ver la desvinculación de este hombre».

A su vez, Correa consideró: «No creo que tenga relevancia la posición del ciudadano (Quiroga) frente a la Municipalidad, si era funcionario o empleado público. Creo que es una cuestión de índole política o error comunicativo. Ningún análisis técnico y serio merece relevamiento frente a ese posicionamiento. Lo aclaramos para tranquilidad de la ciudadanía. Por el tipo de hecho no tiene relevancia cuál es el vínculo que tenía con este municipio».

 

Fuente: www.elancasti.com.ar