En la jornada de ayer, Paola Cardozo y Jonathan Diaz, responsables de Secretaría de Desarrollo Social dependiente de la Municipalidad de Fiambalá, se trasladaron a la localidad de Antinaco –distrito de Fiambalá- llevando asistencia con alimentos, medicamentos y barbijos quirúrgicos a los vecinos de esa zona, en el marco de un operativo que fue coordinado con el delegado municipal de esa población.

Los funcionarios Visitaron especialmente a las familias que se encuentran aisladas, quienes son contactos directos de los tres casos positivos que hasta el momento registra esa comunidad de Antinaco. Tratándose de personas adultas que se encuentran estables.

La pandemia se hizo presente en la pequeña y lejana localidad del norte Fiambalense, donde en las últimas horas, mediante la presencia de personal de sanidad, se realizaron los testeos a los pobladores que presentaban síntomas compatibles con el COVID-19, arrojando como resultado tres casos positivos de coronavirus, y la mayoría de las familias quedaron aisladas.