Tres jóvenes andalgalense llevan adelante desde hace unos días el proyecto de generación de eco ladrillos que persigue como meta el cuidado ambiental y la construcción de casas para los animales en situación de calle.

Se trata de Vale Olas, Lelia Villagrán, Vale Brizuela, se pusieron manos a la obra para generar a través de los residuos domiciliario los denominados eco ladrillos, siendo la premisa de este trabajo el cuidado del medioambiente, además de la construcción de casitas para los animales de la calle y la concientización de la comunidad sobre el alto impacto que tiene en el mundo los desechos plásticos “a mayor parte de las cosas que acaban en nuestras basuras a diario son productos que han tenido un coste ambiental alto, por el consumo de energía, agua y materiales que ha conllevado su producción, que se suma a todos los otros costes que empiezan cuando los tiramos, aunque sea al contenedor de reciclaje. Y por muy fácil que nos resulte deshacernos de tantos residuos, la huella ecológica que tienen sigue siendo más que patente (le llevan al poliestireno y al plástico 500 años en desintegrarse, lo cual lo convierte en un producto de desecho que afecta al medio ambiente)” indicaron a través de las redes sociales.

Para la construcción de los eco ladrillos es necesario lavar y secar correctamente las botellas plásticas, ya sea cualquier su tamaño, el siguiente paso es introducir residuos no reciclables como los envoltorios de golosinas, galletitas, caramelos, chicles; bolsas de arroz, fideos cereales, azúcar, papel de aluminio, envoltorio de mantecas, blisters de medicamentos, hasta el punto que quede compacto, que la botella no se deforme, por último se debe colocar la tapa de la botella

Una vez que este proceso esté finalizado los interesados en participar en este proyecto podrán comunicarse con Vale Olas: 3835-695017, Lelia Villagrán: 3835-536410 y Vale Brizuela: 3835-433798 para coordinar la entrega.

Lelia Villagrán dijo que “esto es para que la gente tome conciencia y nos ayude, poder destinar las botellas junto a los residuos plásticos que estén rellenas en ellas para destinarlas a las casitas de los perros. La gente puede juntar los residuos de su casa o de la calle en donde se ve mucha basura y ese es un problema que a todos nos afecta. Nos preocupa también el tema del abandono, de los perritos callejeros, la gente los deja sin hogar, por el tema del frio es bastante preocupante

Valentina Brizuela sostuvo que “queremos juntar una gran cantidad de botellas para que nosotras podamos comenzar a armar las casitas, el proyecto es eco ladrillo o muchos los conocen como botellas de amor, lo encontramos en internet y a partir de allí comenzamos a armar el proyecto más que todo por la contaminación pero también queremos ayudar a los perritos que no tienen hogar y en esta circunstancia de invierno sufren muchos el frio”.

Gentileza: Carlos Monroy.